La regla, el trabajo y el amor

No seas mamón. Justo cuando menos necesitaba agregar más estrés a la vida, llega mi regla. No sé cómo sean las demás mujeres pero, DIOSSS, yo me pongo a llorar por todo, hasta porque pasó una paloma enfrente de mi. Justo cuando más concentrada debo estar con mis solicitudes de empleo, todo se junta, y para acabarla de fregar, viene a mi mente este tema tan básico: “EL AMOR”.

Dicen que las mujeres somos multitaskers, pues sí lo somos: con una mano podemos estar enviando currículums y con la otra decidiendo a dónde iremos a cenar con aquel chico, y todo esto mientras comemos algo. Pero a veces la vida ya no da, es como “ya quiero encontrar trabajo” y te estresas más, y a eso agrégale que estás de mal humor, pero intentas llegar a ese modo zen, donde todo es tranquilidad y tomas bellamente una taza de café, y justo cuando llegas a este modo zen, te llega un mensaje del chico diciendo que le gustó haber cenado contigo, y tú sólo puedes pensar: NO HUBO CONEXIÓN. Y después piensas ¿todavía creemos en esto de la conexión entre dos personas? ¿o ya es sólo una leyenda? Pero recuerdas todo aquello que sentiste alguna vez con las personas que una vez amaste, y te dices a ti misma “ya no seas wey, obvio existe la conexión entre dos personas, sólo tienes que esperar a volver a sentirla con alguien”. Y SE ACABA ESE TEMA. Y vuelves a tu principal preocupación: encontrar trabajo. Y dices “ok, relájate. Todo va a salir bien, sólo necesitas estar tranquila”.  Pero, aaah no, tu maldita regla hace que estés más ansiosa que nunca y te den ganas de llorar, gracias a Dios esta vez no me detuvo ningún policía, sino pobreee hombre. Hubiera llorado hasta cansarme y el poli todo asustado me diría “no se preocupe Ballesteros,  váyase, está bien.” JAJAJAJAJAJAJ, en serio tienen un tino los policías para pararme cuando más tengo ganas de llorar.

Pero pues,  después de pasar por toda esta locura en un solo día, llegas a tu casa, te pones tu pijama, te quitas el bra que tanto te anduvo molestando durante el día, te haces una taza de té y empiezas a escuchar tu canción favorita. Al terminar tu cena, te diriges a tu cama y te acuestas mirando al cielo preguntándote qué pasará mañana, y tratas de pensar positivo diciéndote mil veces, “todo estará bien, ya viene algo bueno”,  y pones una sonrisa en tu cara, pensando “mira, así de fácil: YOU BETTER WORK BITCH (Canción de Britney Spears)”, porque no hay de otra, a chingarle reina, a seguir mandando tu currículum y a sonreirle a las personas. Porque la gente no tiene la culpa de que andes estresada, tal vez esto hasta te ayude a que tu día sea mejor; hay gente muy cool allá afuera que neta te cambian el día y hasta a veces, la vida. Así que no seas wey, sé buena onda con las personas. ¡¡¡¡SONRÍEEEEE!!!!

Pero bueno, pones tu alarma con una canción alegre, porque no mames, está cabrón levantarte con un sonido de alarma de incendios, por eso se infarta la gente, pero bueno, apagas tu celular AND GOOD NIGHT!!!

 

SEE YOU LATER ALLIGATOR ❤

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s